miércoles, 30 de diciembre de 2009

Detective,


Para qué burlarle a la vida,
para qué sobornar a los extremos,
para qué serle infiel al destino;
Solo ando en busca de huellas
de olores, de una sombra que se escapo de entre mis dedos.

Soy y no soy, detesto reanimar éste llamado
pero no vengo en vano ni pienso bajar los brazos.
En mi libreta de anotaciones un nombre vaga sonriendo
y se escapa como un niño travieso.
No sirvo para estos momentos, tal vez mi desgaste sea demasiado.

No pretendo nada y a la vez lo quiero todo,
¿será normal? un ratito más, dame un segundo más, para acomodar mis pensamientos;
ésta va a ser la única vez que necesite besarte hasta morir
y por hoy no importará más nada después, si despierto
tras una noche de alcohol, volveré a traicionar a mis sentimientos y a callarlos,
no les hace mal apaciguarse de vez en cuando.

Soy un cruel jugete del destino♥
voy en busca de un terreno incierto...



{Me encontrarás vagando, jamás triste, jamás quieta, jamás sola... No hace falta que me esperés.}

ANTONELLA BIANCO.-♥

viernes, 4 de diciembre de 2009

Fuego.


Mis brazos te los regalo y los dejo abiertos para que cada vez que necesites protección entiendas que estoy;
Mi pasión, mi más sútil arma, hoy es una bomba de tiempo que al verte solo tiende a estallar;
Mis manos, hechizadas, que se pierden y se alocan a cada instante cuando de tu piel se trata;
Mis ojos, ansiosos, que solo atenuan a buscar los tuyos para no perderse y, para descansar;
Mis pies, aquellos que recorren cada espacio de tus delicados brazos, rozándolos suavemente, abriendo paso a lo incierto.
Mi cuerpo, un desastre que desiste hasta llegar a tí, una pintura alocada que desea acaparar toda la atención de sus espectadores y una dosis entera de arte, de goce, de miradas, de ríos llenos de placer, de risas y besos esparcidos por doquier.
Estoy llegando al sol, ardiendo en cada recoveco, entrando en cada línea de lo prohibido, atrapando a cada minuto, haciendolo polvo. Llego hasta las estrellas y, como en un circo, chocamos ferozmente, haciéndose ellas nulas al entrar en contacto con mi fuego. Me temen pero danzan conmigo, se ven atraídas a ese momento en el que soy efímera y a la vez un todo y en el que la mejor utopía recorre mis páginas en blanco.
Soy la dueña de la furia y me entierro en cada estado cuando de una conexión se trata, destruyo y construyo con gritos de alegría, me detengo: no hay pasos obtusos, no hay pasos directamente, no estámos parados frente a ésta hermosa galería de imagenes.
Inconsciente estoy frente a tí, tan frágil y tan fuerte, una caja apartada en este laberinto incierto. No me sueltas y tu edor me da tranquilidad. Mi mejor atuendo es el que llevo cuando estoy contigo. No quiero más, vos sos mi todo asímetrico.



ANTONELLA BIANCO.-♥

...(53)


Sé que leerás y verás una repetición,
sé que pensarás que es una eterna contradicción.
Si alguna vez lloré por ti, hoy te pido no te vayas
porque sé que rio más de lo que alguna vez lloré,
un eterno legajo.
Sé que piensas que me reduzco,
Que en este momento un suspiro tuyo aclama toda tu habitación,
que a cada instante te preocupas cuando te pido que no te vayas
por no quererme lastimar.

Pero también sé que no me equivoco,
si estoy acá parada frente a la puerta a la que alguna vez entré
con este ramo inservible de rosas que alguna vez te compré
y no me doy la vuelta a ver si puedo correr para otros lados,
a otros brazos, es porque sé lo que quiero, sé lo que siento...
Y probablemente me equivoque, ya que no soy un ser humano perfecto
o probablemente vos te equivoques, tampoco sos un ser humano perfecto;
pero al fin del caso ¿qué va?
Quiero estar acá, leeme los pensamientos, en donde estoy...
Hoy te pido yo que nada más importe y que me creas,
no te vayas, no te batas en retirada.

Yo sigo acá pidiendote a gritos que me mires a los ojos
y que entiendas, no lo que vos queres sino, lo que realmente ES.

TE QUIERO y estoy acá, nuevamente en esta puerta
sin quererme marchar, porque, realmente, ya nada más me importa...
Una sonrisa tuya me bastará.♥


te quiero♥

ANTONELLA BIANCO.-♥

viernes, 27 de noviembre de 2009

...(52)


mi amor, te Q U I E R O como a nadie en este mundo y con mi vida entera


-Ya no tengo corazón, ni ojos para nadie: solo para .-


♥D+A♥

ANTONELLA BIANCO.-♥

domingo, 22 de noviembre de 2009

...(51)


Es simple no sé cómo luchar y frente a tanta desilución, me doy por vencida y sin ganas de estorbar a nadie me corro en silencio.

Para ser feliz solo debes entender, que eres parte del dolor. comenzar otra vez, de lo absurdo a lo incierto y mil voces te piden volver: hay tantas cosas que quedan por hacer♪♫



(u)

Antonella Bianco.-

viernes, 20 de noviembre de 2009

...(50)


No desconfíes de este sueño, soy solo tuya mi amor, y nadie nunca va a amarte como yo lo hago.

{ Daría todo lo que fuera para que éste momento, sea para siempre, y congelar en un instante inmenso tu mirada frente a la mia, tus manos en mi cintura, tus labios sobre los míos... Nada más hermoso que estar a tu lado, te lo dice mi corazón que tiene pensado reservarte mil cosas más y todo el amor que de mí pueda entregarte... Y, si después de todo eso, se me acaban los recursos, buscaré por todos lados, inventaré lo que sea hasta realmente quedarme sin opciones para demostrarte todo este amor♥.
}


ANTONELLA BIANCO.-♥

{Enamorada y tuya, Diego.}

jueves, 19 de noviembre de 2009

...(49)


Hoy se estrenó "Luna Nueva".


como amo esa saga♥

...(48)


Cuando la gente te mirá y te ve: Te estás apagando. Y no te importa... Alrededor te perturba y es un momento mayor y penetrante en el que sentís que te desprendes...
Sentir la gente caminando, respirando, charlando... alrededor es uno más y, sin embargo, te derrumbas como cualquiera. Es como si el impulso fuera ganando choque y la electricidad a destiempo fuera despeinando cada minuto:
ondeandolo hasta desgastarlo.
Rasguñas hasta el último sentido y te impactas al entender que ésta vez no solo es una tristeza, es el cuerpo que también se debilita, aunque no lo creas,
un segundo más y un tambaleo... Y derepente te encontrás en el piso... Ya no vale la pena hacerte cosas, te das cuenta que está mal y lo cortás de una vez... ¿Y ahora? El cuerpo te da una mala jugada por sí solo, ésta vez si que es distinto y te asustás.
La vida no es absoluta y larga como pensabas y, tal vez, esos juegecillos no te llevarían más allá de las cosas, pues el verdadero escape no era ese. Tarde te das cuenta, aunque no hallas hecho nada, repito, ésta vez el cuerpo le dejó ganar a la emoción y quizá más a la decepción, y te jugo una mala pasada.
Ahora te encontrás en un estilo de
"stand by" preguntandote qué vas a hacer y qué es lo que te corresponde y como no sabés con qué jugar: decidís distender una maravilla, hacerla pedazitos, dejarlá en el aire o en el piso, como huellas de un cuadro roto: el tuyo.
Nuevamente las manecillas del reloj te obligan a rebajarte a la altura de tu orgullo. Sin pensarlo, preferís cerrar los ojos. Realmente:
¿qué vas a hacer ahora?

ANTONELLA BIANCO.-

...(47)


y bésame, te haré feliz... Yo estaré, junto a tí.


{aunque a veces me falten fuerzas para seguir}

domingo, 15 de noviembre de 2009

...(46)


Mi amor, para vos, mi especialidad en artes, la canción más bonita, la sonrisa más linda y mi actitud más absurda y divertida. Desde mi más sincero pensamiento no necesito pedirte nada, solo cosas simples... es que soy simple y con una sonrisa tuya me basta para ser feliz.
Cada decisión, errada o no, es importante y voy a tolerar cada segundo, cada minuto, cada mes, cada momento, sin importar ni cuando ni cómo, mientras tu sonrisa se mantenga, conmigo o sin mí, en cualquier instante...
Hoy aprendí que la felicidad no es acaparar a alguien sino que es dejarlo ser, es verlo feliz, es sentirlo bien y verlo brillar y eso es lo que quiero para vos: Sin importar si confíes o no en mí, aunque mil veces te pediría que lo hicieras inútilmente porque no cambiaría tu parecer, espero que te demuestre todo lo que te quiero con este pensamiento hecho un bollo de papel.
Sos lo que más quiero, hoy. Y esté lejos o esté cerca, bien o mal, en un beso o en una canción, enojada o bien, triste o feliz, errada o no... te regalo lo más sincero de mí para que entiendas que si hoy estoy acá es porque lo siento, porque cada instante que comparto con vos es el más bonito y sé lo importante que es vivir. Me entiendas o no, mi vida no está basada en los fundamentos de todos, sino que le encontré otro camino, otro giro de tuerca y la vivo a mi manera, disfrutando, aceptando, agradeciendo este hermoso presente a tu lado.

Te quiero, sinceramente.♥
...aunque tal vez pienses que un sentimiento tan grande no quepa en una persona tan pequeña. No te cambio por nada, no cambio por nada del mundo el mirar en esos ojos toda la ternura y sinceridad que solo ojos como los tuyos me brindan. No cambio por nadie, esa paz que encuentro a tu lado... No dejaría jamás que me cambien mil vidas, sino te veo sonreír por aunque sea dos segundos.
Y si te confieso esto que, tal vez no esté muy claro y tal vez este un poco desordenado, es porque necesitaba que lo supieras, ahora más que nunca o tal vez en todo momento.

Tu amor, es mi tesoro más grande y único e irrepetible♥
A.S.B. :)

ANTONELLA BIANCO.-♥

viernes, 13 de noviembre de 2009

traffic in the sky...♥


There's traffic in the sky
and it doesn't seem to be getting much better
There's kids playing games on the pavement
Drawing waves on the pavement
mm hm
Shadows of the planes on the pavement
mm hm
It's enough to make me cry
But that don't seem like it could make it feel better
Maybe it's a dream and if I scream
it will burst at the seams and
this whole place will fall into pieces
and then they'd say...

Well how could we have known?
I'll tell them it's not so hard to tell
na na na
if you keep adding stones
soon the water will be lost in the well
mm hm

Puzzle pieces in the ground
but no one ever seems to be digging
Instead they're looking up towards the heavens
with their eyes on the heavens
mm hm
the shadows on the way to the heavens
mm hm
It's enough to make me cry
but that don't seem like it would make it feel better
The answers could be found
we could learn from digging down
but no one ever seems to be digging
instead they'll say...

Well how could we have known?
I'll tell them it's not so hard to tell
na na na
if you keep adding stones
soon the water will be lost in the well
mm hmmm

Words of wisdom all around
but no one ever seems to listen
They talk about their plans on the paper
Building up from the pavement
mm hm
there're shadows from the scrapers on the pavement
mm hm
It's enough to make me sigh
but that don't seem like it would make it feel better
The words are all around
but the words are only sounds
and no one ever seems to listen
Instead they'll say...

Well how could we have known?
I'll tell them it's really not so hard to tell
na na na
If you keep adding stones
soon the water will be lost in the well
lost in the well
mm mm mm


domingo, 8 de noviembre de 2009

...(45)


Al momento de ser realista
nunca me consideren especialista
y sin embargo algo de mi cambio
se exactamente como sucedio.

Mi corazon palpitaba
cada vez que ese hombre se me acercaba
y con el tiempo me empezo a gustar
debo decir que no fue tan mal

Como de repente
todo se ha ordenado
desde que ha llegado
mi vida cambio
ya no soy la misma que tu conosiste
entonces
ahora estoy mucho mejor
porque me di cuenta
que tuvo sentido
haber recorrido lo que recorri
si al final de cuentas
el era mi recompensa
que bueno que nunca me fui.

Yo nunca fui muy afortunada
mis anteriores novios no me cuidaban
me maltrataban y me hacian llorar
y nadie me venia a consolar

Ahora estoy como loca
pensando que voy a comerlela boca
quiero besarlo hasta sentir dolor
y someterlo a el más hermoso amor

Como de repente
todo se ha ordenado
desde que ha llegado
mi vida cambio
ya no soy la misma que tu conosiste
entonses
ahora estoy mucho mejor
porque me di cuenta
que tuvo sentido
haber recorrido lo que recorri
si al final de cuenta
el era mi recompensa
que suerte que nunca me fui

Como de repente
todo se ha ordenado
desde que ha llegado
mi vida cambio
ya no soy la misma que tu conosiste
entonces
ahora estoy mucho mejor
porque me di cuenta
que tuvo sentido
haber recorrido lo que recorri
si al final de cuenta
el era mi recompensa
que suerte que nunca me fui

que suerte que nunca me fui
que suerte que nunca me fui
que suerte que nunca me fui


----------------------------------------------------------------------------------------------*
me di cuenta que tuvo sentido, haber recorrido lo que recorrí, si al final de cuentas ÉL era mi recompensa, que suerte que NUNCA me fui.♪♫

...(44)


Tú, que eres mucho para mí, regalame un respiro, voy a despertar en tus brazos sin que nada más importe y entregarte mi corazón.
Descansá, el resto ya tiene una ida y una vuelta y está bien así.
Estoy muy enamorada de tí
... Sé que me has dicho alguna vez "un sentimiento tan grande no cabe en una persona tan pequeña", pero parada frente a tí, mirandote a los ojos te presto mis labios y te transmito por mi alma todo esto que es tan grande y único, que no deseo sentir por más nadie que por tí.
Tomá mis manos... sé que suelo equivocarme, pero soy frágil e imperfecta, con el tiempo aprenderé, tanto tanto me queda aún. Te quiero, más que todo el cielo infinito, más que a todo y en susurro te lo dejo grabado, soy feliz ahora que estás junto a mí.

♥Gracias por este amor i n f i n i t o

ANTONELLA BIANCO.-♥

...(43)


No me pidas que me trage los despojos, soy una persona frágil, incapaz a veces de contener ciertas cosas... Sin probable entendimiento de muchas otras.

Bajo un baldío de gente, esperaré con la velada más romantica, a llenarme de tu esencia...

Soy frágil
, no lo olvides, pero intento reforzarme.

ANTONELLA BIANCO.-

miércoles, 4 de noviembre de 2009

...(42)


Y conoce, que la vida no termina donde vos lo ves: Ser así no cuesta nada.

...(41)


Aire tibio, éste que respiro,
éste que me das...
la brisa nocturna y
al amanecer...
La caricia y el beso que me hacen permancer,
así... parada expectante, sobre el mundo.
Hoy veo todo y no veo nada,
o viceversa, pero todo ésta muy claro para mí, cuando entre tus ojos descanso... Y aunque el resto se haga arena entre mis dedos, algún día con mi ojo detendré el tiempo y la balanza caerá a su debido momento... O al menos, eso espero...

ANTONELLA BIANCO.-♥

Fin de la Jornada...


Mis manos tiemblan, en este momento mi corazón se detuvo...
No es por el amor que siento, ni mucho menos... Es por la impotencia. La impotencia de no poder ayudarte, de saber que te pasa y aún así ser una inútil en esta jornada...

Solo espero y deseo tu bienestar... El resto se lo dejo al azár y a tus decisiones. En el final del camino parada voy a estar con mis maletas, esperando a que me dejes pasar... A que alguna vez me dejés realmente entrar... Al final de la jornada, testaruda, terca y ciega... Yo, te espero...

ANTONELLA BIANCO.-♥
{Te voy a esperar siempre, sea tarde o no}

jueves, 15 de octubre de 2009

...(40)


Insegura hasta los pies... Es este el momento en el que no me gusta pensar, ya que prefiero ni hablar, a veces todo esto me impide quererte como quiero pero ¿qué más puedo hacer?
De mi lado está la seguridad y por el otro está el arriesgarme, el confiar, el respirar y tan solo olvidarme de estas interrogaciones profundas... pero a veces es tan díficil cuando ya te lastimaron tanto.

¿Me extrañarás si no estoy más? ¿Me vas a buscar si me voy o me vas a odiar y olvidarme? No me dejés cometer alguna estupidez.

Antonella Bianco.-

...(39)


tal vez aprendí de una manera u otra a entender los significados que necesitaba para armar hipotesís que tal vez no llegaban a ningún destino.
Cuando comprendo de cosas que marcan, me gusta disentir con el destino, aunque seguro el no comprenda...

Antonella Bianco.-

martes, 6 de octubre de 2009

going down, going down, going down...♪♫


Para pedir mil veces perdón, retroceder el tiempo es algo improbable: Tal vez ella aún recuerde, tal vez ella extrañé pero necesita alejarlo para desteñir aquel cuadro que alguna vez pintaron, dejando atrás marcas de una pintura especial, una que les unío por tanto tiempo, 16 años. No puede haber corazón más tierno y sensato, que el de un hombre que amó hasta que ella le hizo enterrar su alma para no amar jamás, sin quererlo, por supuesto. Ambos matandose, amandose y no soportandose.- El amor, existe y toda prueba está alrededor.

Aunque te fumés un cigarrillo y dejés la colilla, ya no va a ser la misma historia, porque él no va a oler tu humo, él no va a retarte, él va a estar lejos, muy lejos. Y vos llorás, incomprendida, pues yo sí te entiendo... Tanto nos lastiman, tanto nos dejan, tanto nos pegan, tanto nos quieren y nos odian que no queremos ni poner más una mano al fuego y no sabemos lo que es seguir. ¿Seguir? Perdón, pero esa palabra es muy poco probable en un diccionario destrozado que queda en la mente dormida. Y la gente alrededor desapareciendo como si nunca hubieran estado allí, o como si realmente el tiempo nos hubiera aplastado. Oh sí, que triste... Mientras que él, marfil de oro, de plata o tal vez algún rubí, calla sus lamentos refugiandose en la soledad, ella intenta pisar fuerte. Puedo jurar, el amor existe, para todos aquellos que no lo creen... Y cuando es verdadero y se despedaza... Mata y muere.

Tal vez me sienta audaz, tal vez pueda comprender, pero encapsular tantos años en una botella y mandarla al olvido es lo mismo que no haber nacido jamás, o caminar sin pies, o tocar sin manos
: Ser el mismo ente olvidado en el medio del universo y un solo rescate, un aire de paz que una persona te proporciona y es la misma persona que te llevo al odio, al agujero negro, a la nada.

¿Cómo una persona tan hermosa como vos necesite echarse a semejante nada para sobrevivir? Y ¿cómo es que una persona tan hermosa como ella, se sienta morir todas las mañanas al poner un pie en el suelo que no es suyo? No añorés, no añorés ser feliz a traves de tanta falsedad y tanta mentira, es mejor romper de una vez esa pared y verse cara a cara nuevamente. ¿Es esa felicidad la que necesitan? ¿Es ese destino tan cruel, que ustedes crearon, ese círculo vicioso en el que quieren criar hijos? ¿Hay realmente más chances o todo tiene que terminar? La cuerda está floja... cada día más y yo, rompiendo cada latido de mi corazón en mínisculos cristales encerrados lejos, lejos de mí para no entender, no comprender, no mirar, no sentir, no ser nada ni nadie, ni juzgar, ni siquiera respirar.

Me gustaría poder mirarme al espejo y no desesperar, necesitaria dejar de ver borroso y escuchar aturdidamente para poder ayudar, poder traer conmigo aquellas páginas de aquel libro a cual yo era tan apegada y leerselos para volverlos en sí, pero ni yo puedo volver en sí. El punto final está lejos, así también la trama... Como amaría quemar estas lágrimas... Si tan solo, ellos supieran... Si tan solo dejaramos de ser extraños.

Sin sentir, sin saber, sin respirar, sin ver, sin ni siquiera mis pertenencias poso mis manos en estas teclas, en este cuerpo, y espero sentada (si es que espero) una señal de la vida... Un tiempo pasajero, una solución, o, tal vez, la misma nada.

ANTONELLA BIANCO.-

jueves, 17 de septiembre de 2009

Hurgando en la memoria...


Es la tarde, sé que está despejada aunque veo desde mi ventana caer el silencio, más el dulce goteo sobre el marfil del llanto celestial. Ruego a todas estas cartas que acabo de tirar, que no me juzguen y que detecten mi verdadera esencia al pronunciar estas palabras. No miento, solo hurgo en ésta memoria que de vez en cuando tiende a fallarme, sobretodo cuando tiendo a despedirme. Quiero creer que el miedo no va a vencerme ésta vez, y que el luto me va a ser corto, ya que él nunca decidió ponérmelo fácil.
Recuerdo que con el otoño cayeron sus últimas palabras y que él se esfumó junto con ellas. También recuerdo que en aquel entonces mi tren se descarriló y nunca más volví a ser la misma, sobretodo cuando el riel iba sobre las vías a punto de desviarse y chocar para acabar con la vida de todos mis pasajeros, pero fue en ese entonces que un ángel, un milagro, me ayudó a ponerlo nuevamente en marcha y sobre el carril correcto. Protesté al principio, pues, yo no veía nada, solo sentía que todo estaba perdido. Fueron casi cinco meses en los que lo único que hacíamos era tambalear sobre el tren y crueles tormentas nos ponían el continuar de la vida, más difícil. Mis pasajeros suspiraron cuando por fin, al quinto mes, todo marchaba nuevamente bien preguntándose qué habría hecho yo, o qué habría pasado para que, hasta el sol volviera a brillar. –prefiero hacer una pausa; los años no vienen solos y la nostalgia, tampoco – Hoy por hoy, me cuesta razonablemente despegarme de aquella persona que me salvó en cuerpo, en alma y en corazón… Pero si tiré las cartas, y si aposté de nuevo, y si el tiempo no me alcanza… Debo confesar fuertemente que por fin me desprendo de todo aquel sostén que hasta el día de hoy fue el que me ayudó a comprender el porqué de la vida, sin saberlo. Es por eso que despego hasta mis alientos en esta abrupta confesión. Tal vez, es porque decidí entre la inmadurez y el respeto, optando, obviamente, por mi querido respeto. Pero antes de cualquier movimiento en falso, tal vez ayude a entender una carta. Si, y quizá la única que no vaya a tirar, pero tampoco entregarle. Ya estoy muy vieja para esto y triste me pone tal vez alejarlo cada vez más. Podría regocijarme en mis ámbitos y dictar una poesía simple y concisa que con palabras complicadas explique el por qué de mi renuncia, o tal vez, una carta bien amplia que le detalle mi eterno agradecimiento. Detesto hacer esto, se ve que cada vez pierdo más el pulso, más cuando se trata de despedidas enormes, pero a veces no nos queda mucho tiempo para tomar un nuevo camino y volver a empezar.
Aún lo recuerdo, pues las flores cubrían nuestros besos y las rosas jamás se marchitaban. – Como me gustaba mirarlo a los ojos – Y aún huelo su aroma, las risas de aquella salvación, los suspiros, la tentación de envolverlo solo para mí… Pero como siempre, los años envuelven el tesoro más valioso, como el pirata, para que otros le den vida con sus misterios, curiosidades y así dejo a un lado la impotencia, los celos, la nostalgia.
Tengo entre mis manos, en este instante, un regalo de mi madre (a quién por cierto pronto encontraré luego de tantísimo tiempo sin sus quejidos, sin sus lágrimas, sin sus protestaciones, sin sus palabras de aliento, sin todo aquello que ella me daba), que envolveré también junto a ésta carta, pues es importante, que si alguna vez la encontrará él, pudiera entender con más claridad la diversificación de nuestros caminos y el porqué de mi rotunda espera.
Bueno, basta de vueltas, basta de recuerdos, a veces hay que decirle basta a la mente y proyectarla en lo que uno quiere, sino, a ésta le gusta divagar y aprovecharse de nuestras desventajas. Llegó el momento de cerrar el capitulo que hace años empecé: “Te dejo:
Hoy por hoy, desvivo este sentimiento
pues sé que no tiene futuro,
pues aunque las fuerzas desistan
cada día pierdo un poco más.

Frente al respeto y a la inmadurez,
elijo dejarte fluir,
elijo el respeto ante mi corazón
y te doy lugar a vos,

Aunque duela, aunque sea corta
la ocasión, prefiero desmentir
este paso en bruto, pero no en falso.
Sí, dos años, una eternidad

Que la muerte puede robarme
y es por eso, que otro pie use para empezar.
Una nueva manera; tal vez,
haya tirado definitivamente tus rosas

Que por tanto tiempo me dieron tantos
aromas deliciosos, tantas sonrisas
tantas ganas.
Gracias, porque por vos recuperé mi vida.

Gracias por cada momento en el que estuviste;
pero si te vas, prefiero darte lugar
y enterrarte bien lejos, quizá en un lugar
donde pueda encontrarte

Distinguiendo aquellos símbolos,
que solo distinguía contigo.
Me abro, sí. La espera es hermosa,
pero es ingrata para mi tiempo

Debo, quiero y tengo que dejarte.
Por estos tiempos.
Solo me quedan letras que acontecen
a una palabra que te debí por mucho tiempo: Gracias.

Fuiste, sos y serás dentro de mí,
esa salvación que jamás pensé, existiría,
y hoy te libero y me libero para
volver a conducir este tren, que me pertenece.

Una caricia, un beso, un susurro,
una gran diferencia y distancia,
Y en el fondo la más hermosa sonrisa.
Ahora soy yo quien debe partir…”
Como siempre en mis manuscritos, un final inconcluso. Tal vez esté mintiendo, pues no olvidemos que la memoria no es mi mejor compañera en este momento y nunca lo fue ya que: recordó lo que quiso, me torturó con lo que pudo, me enseño a la fuerza y ahora me hace olvidar. Pero no viene al caso, sintiendo que ya le gané después de tanto que luché en contra de ella y recurrí a ella para aprender de ésta vida. Estoy feliz; Y siento nostalgia, pero cuento con olvidarla pronto. La satisfacción envuelve mis dedos, mis manos cansadas, ya no tiemblan y mi pulso se desaceleró por completo: Respiro con calma.
Diez minutos para el amanecer, tal vez, deshago una soga que envolvía con calidez a una bolsa de seda roja y dorada, y meto la carta con el anillo (el anillo de mi madre, su regalo). Vuelvo nuevamente a atar un nudo con la soga y meto el paquete en el bolsillo de mi campera. La casa del mar me espía nuevamente al salir descalza sobre la arena tibia. Nunca me confíe a mi misma en esa casa, pues no era mía, pero era estrecha y donde había vivido casi mi eternidad, con tantos viajeros en el camino y uno único que se digno a quedarse y a retirarse con lo único que habíamos construido juntos: Leticia, después de varios años de comprobar que mi corazón no le pertenecía a él. Aún le pido perdón a donde esté, y por si me escucha.
Seis minutos para el amanecer. Me despojo de mi campera y la entierro bajo una palmera que había estado siempre cerca de mi casa, para dirigirme nuevamente hasta mi pocilga. Tomo el teléfono y marco el número eterno: el tuyo.
- Hola, Anabel.
- Darío. Después de mucho tiempo, ejerzo por fin lo que por tanto tiempo oculte. No tengo mucho tiempo, faltan cuatro minutos para que amanezca.
- Cinco.
- No viene al caso, necesito que… dejes a tu familia un minuto, por una vez en tu vida. Que en el lugar de siempre, te dejé, tal vez, mi eterno corazón.
- Anabel… - tal vez en ese momento, una lágrima me desmoronó, pero ya me iba a olvidar – nunca, pero nunca en toda ésta vida, me olvidé de vos.
- Viejo decrepito, diez años, eran diez años. – me reí.
- Son, diez años. – me recordó.
- No cambia el tiempo, cambian las personas. Los caminos fueron disyuntivos.
- Vos sola, yo solo.
- Que gran coincidencia, siempre fue exactamente la misma. Lástima que dejamos familia en el camino. Por favor, quedan tres minutos… No te olvides, está en el lugar de siempre. Tengo que colgar, me llaman afuera. Tanto, tanto, pero tanto te quiero. Me ganaste ¿Sabes?
- ¿Así nomás decís “Adiós”?
- No me sobra el tiempo, si así lo fuera tal vez… entonces mi Adiós sería el fruto de tantos años perdidos. Chau, Darío.
Con esa despedida finalmente, y con mis piernas frágiles, retire todo rasgo de dolor de mi cara y salí aún quedando dos minutos para el amanecer. Los rayos dorados comenzaban por mis ojos, alumbrándolos y el mar abrazaba mis pies… Respiré hondo y caminé hacia la eternidad, dónde siempre había pertenecido mientras que ya estaba ahí, hermoso y perfecto: el amanecer, del que ahora seguro me iba a adueñar para siempre.
Dos horas más tarde, llegó él a la playa y en un intento fallido de buscarla se resignó a ir a aquel lugar en donde ella le había indicado. Tomó el sobre oculto en la campera y desenvolvió, regalándole al viento, la soga y la bolsa de seda. Tomó el anillo y la carta. Leía y, sin ella saberlo, la comprendió enseguida. Guardó la carta en su bolsillo, colocándose el anillo sobre su dedo y repitiéndose a él mismo el pedazo borroso del final: Te quiero y te extraño; te quiero y no puedo más… dejarte es más fácil.

sábado, 12 de septiembre de 2009

La vida.

-La vida, es eso que aunque te mate en algún momento, brilla por doquier.
Es ese capullo que emana aromas intensos que nada ni nadie puede robar o quitar.
Por más que en el mundo haya violencia, hayan muertes, hayan robos y los hombres a veces se maten entre sí, hay que comprender que la vida, como todo, no es perfecta pero nosotros como seres humanos, y con los ojos bien abiertos, podemos ponerle el alma a todo lo que hacemos, el corazón, ir más allá de todo tipo de fronteras y luchar por vivir, luchar por amar, luchar por ir en contra de todo aquello que nos lastima, nos perjudica, nos tira, nos entristece hasta nos hace querer dejar de ser pasajeros de este hermoso camino.

-Hoy en día hay más problemas que aciertos, hay niños que crecen con familias que viven en eterna discusión ya sea por problemas de dinero, por problemas de infidelidad, por problemas que uno piensa que son eternos y son el final de uno. Pero no entienden, porque no quieren entender, porque en el mundo en el que vivimos no nos quieren hacer entender lo más importante, solo las cosas minúsculas que son agrandadas más de lo normal.

-Hay gente que se pierde tanto al vivir con los ojos cerrados, hay gente que se deprime al perder en su primera batalla. ¿Pero acaso la primera es la última? ¡No! En la vida uno comete tantos errores, pisa tantas veces mal, pero uno no tiene que dejar que esas cosas le demarquen la vida y le sean las únicas leyes de las que uno se valga. La vida tiene a su alrededor miles de cosas para todos y para cada uno que lo único que uno tiene que hacer es abrirse, aceptarlas vengan como vengan. No siempre van a venir bien, pero uno no nace sabiendo, y ahí entra el aprendizaje.

-Eso es la vida, un aprendizaje constante que no tiene por qué ser invadido por problemas porque si uno está haciendo una ecuación y no le busca la vuelta para resolverla y queda sin resolverse, entonces queda inconclusa y así queda uno si deja que los problemas le manejen la vida: encerrado, desesperado, triste, ciego.

-Por lo tanto no hay que agrandar los problemas, vivir quejándose de todo, guardarse las cosas, etc. Hay que atar cabos y dejar que todo salga y fluya, hay que vivir y mirar alrededor que uno no está solo, somos muchos y eso es lo bueno: uno nunca va a estar solo para aprender de esta vida y siempre se va a llevar cosas hermosas, gratos recuerdos y gratas vivencias más experiencias.

-Esto va para todos, incluyéndome a mí. La verdadera fama, se obtiene del corazón, el resto son solo títulos. Hay que vivir y dejar vivir y pasarla bien... Que la vida es, realmente, bella.

ANTONELLA BIANCO.-♥

...(38)


La fama verdadera se consigue con el corazón...El resto, son solo títulos.♥

viernes, 11 de septiembre de 2009

...(37)


Ella cuando baila se suele mover, con un movimiento sabroso ♪♫